cabecera pau ninja podcast

Mi primer ayuno de 24 horas

Escuchar ahora
autor del podcast

Autor: Pau Ninja
Último episodio en octubre, 2021

¿Te gusta el podcast?
Entonces te encantarán los episodios premium y la comunidad.

Repaso del mes pasado celebrando el cuarto de millón de descargas del podcast. Y qué mejor manera de celebrarlo que estar sin comer un día entero con los miembros de la comunidad… Esta ha sido mi experiencia del primer mes del año. #138

Plan de 5 pasos para ayunar 24 horas sin esfuerzo

El ayuno intermitente ha sido uno de los mayores descubrimientos en materia de dietas de la última década y, sin embargo, la gente todavía le tiene miedo.

«¿Entraré en modo de inanición?»

«¿Me moriré?»

«¿Deberíamos hacer 5 comidas al día?»

Estas son una pequeña muestra de las preguntas más comunes que recibo cuando digo que hago ayuno intermitente.

(Por cierto, la respuesta a todas estas preguntas es un «NO» rotundo).

Mantenerse alejado de la comida durante 24 horas completas puede ser algo difícil de digerir para los no iniciados.

Para las personas que no tienen control sobre su dieta puede parecer como pasar de 0 a 100:

Esencialmente, se pasa de un acceso total a la comida a un acceso CERO a la comida durante un día completo y esto puede ser algo estresante.

Pero no tiene por qué ser así…

Como con todas las cosas, hay ciertas estrategias para hacerlo más sencillo y así poder disfrutar realmente de los beneficios del ayuno.

Por el bien de este artículo, voy a asumir que estás bien versado en el beneficio del ayuno intermitente. Si no es así, aquí tienes un pequeño repaso:

  • El ayuno intermitente (AI) es una dieta en la que se prescinde de los alimentos durante 16 a 24 horas. Algunas personas pasan días sin comer, pero para simplificar nos quedaremos con el ayuno de 24 horas.
  • Los investigadores han comprobado que el ayuno de 24 horas ayuda a perder peso, a quemar grasa, a reducir la inflamación del cuerpo, a controlar el hambre e incluso a proteger el cerebro. Todo esto se puede conseguir no comiendo durante 16 a 24 horas, es decir, ayunando.

Pero, ¿cómo se hace exactamente para no comer durante todo un día?

Ahí es donde entro yo para iluminarte con mi sabiduría.

Paso 1 – Mantente ocupado y dedicado a lo largo del día

¿Alguna vez has pasado el día y te has olvidado de comer? Sí, queremos días así porque cuanto más ocupado estés y más comprometido estés, menos pensarás en la comida.

Recuerda esto: Cuanto más ocupado estés, menos pensarás en la comida.

Ya sea trabajando en un proyecto o jugando con tus hijos, debes mantenerte ocupado la mayor parte del día. Las manos ociosas suelen llevar a una mala elección de alimentos. Personalmente me gusta programar mis ayunos de un día en los días que sé que voy a estar en tránsito y súper ocupado.

Así que mantente lo más ocupado posible para olvidarte de la comida durante la mayor parte del día.

Paso 2 – Bebe MUCHA agua

Beber agua ayuda significativamente a disminuir el hambre que se siente antes de las comidas. También puede aumentar la sensación de saciedad después de una comida y promover la pérdida de peso.

Los científicos creen que unos 500 ml de agua son suficientes para estirar el estómago lo suficiente como para enviar señales de saciedad al cerebro.

Intente beber entre 3 y 4 litros de agua durante el ayuno y añádale una pizca de sal. Esto te ayudará a absorber mejor el agua y también puede ayudar a reducir el hambre.

Paso 3 – Prueba con el ayuno de corta duración

Pasar 24 horas puede parecer una eternidad para alguien que ni siquiera ha probado el ayuno intermitente en primer lugar.

Así que da pasos de bebé. Empieza con un ayuno de 16 horas al principio, terminando tu primera comida a las 8 de la tarde y empezando tu siguiente comida a las 12 del día siguiente.

Cuando empieces a saltarte el desayuno verás que pasar un par de horas más sin comer no es tan difícil como pensabas.

A medida que vayas mejorando, podrás alargar los tiempos para que el ayuno sea más prolongado.

Sin prisa pero sin pausa. Así es como se progresa.

Paso 4 – Sigue la mejor estrategia para tomar café en ayuno intermitente

Uno de los mayores errores que veo que la gente hace en un ayuno es beber café a primera hora de la mañana.

Los días que haga ayuno de 24 horas, tomaré estratégicamente mi café unas 4-5 horas después de despertarme. He aquí por qué…

Cuando te despiertas tu cuerpo ya ha pasado por un ayuno nocturno. Este «ayuno» a corto plazo aumenta las catecolaminas y otros neurotransmisores, dándote más energía (y aumentando la pérdida de grasa) a primera hora de la mañana.

El café es un estimulante natural y un supresor del apetito, que es algo que no necesitas a primera hora de la mañana debido a todos los procesos que ya están ocurriendo en tu cuerpo.

Piensa que es como echar leña al fuego que ya está ardiendo. No es necesario y es un poco excesivo.

Por eso tomamos estratégicamente nuestros cafés a unas 4-5 horas después de despertarnos. Esto aprovecha los efectos estimulantes del café y nos ayuda a suprimir el apetito durante unas horas más.

Si haces un cambio en tu rutina de café, que sea éste. Es un cambio de vida.

Paso 5 – El más importante: cambiar tu percepción

Cuando no comemos durante 24 horas, no nos estamos privando. De hecho, estamos curando nuestro cuerpo y ayudándolo a repararse. También nos estamos dando la posibilidad de ponernos en sintonía con nuestras señales naturales de hambre.

Así que tómate estos ayunos de 24 horas como una oportunidad para devolverte a ti mismo. Hacer esto es un verdadero regalo para tu cuerpo.

Además, es probable que si todavía estás leyendo esto estés empezando a darte cuenta de que no necesitamos alimentarnos TODO el tiempo.

Nos han educado desde niños a buscar siempre la comida, cuando ahora necesitamos hacer exactamente lo contrario.

Así que empieza a ver estos ayunos de 24 horas como regalos que le haces a tu cuerpo. Dale tiempo y puede que te apetezca hacerlos porque te facilita la dieta.

Sobre este podcaster ninja

podcaster En internet soy Pau Ninja y aunque tengo muchos blogs de mil temáticas que me parecen interesantes… Sólo tengo un podcast. Este. En la senda hacia el conocimiento cambié la katana por un micrófono para combatir la sed de curiosidad.
Mi primer ayuno de 24 horas
Episodio temático nº 21